Se incluyen nuevas medidas en la ordenanza de Ruidos Molestos

Frente a acciones irresponsables y poco solidarias con la comunidad de Independencia, las que han ocurrido durante la emergencia sanitaria, el alcalde Gonzalo Durán y el Concejo Municipal modificaron la ordenanza sobre ruidos molestos, endureciendo las medidas.

De esta forma quienes perturben la tranquilidad de los vecinos en los edificios, ya sea no respetando la seguridad, salubridad y habitabilidad, a través de ruidos molestos, se exponen a sanciones que van desde los $ 250.000.

Se consideran ruidos molestos los que vecinos denuncien y sean claramente perceptibles por el fiscalizador. La multa por estos actos será para el arrendador y al propietario. De igual manera, los conserjes que no entreguen información también podrán ser sujeto de multa.

Deja un comentario